DÍA 4: BANGKOK – PALACIO DUSIT, AYUTTHAYA

23 de Marzo de 2016

Siempre llevo los viajes súper organizados y estructurados día por día. En cambio, hoy cuando me desperté, decidí romper los planes e ir a ver Ayutthaya, lo cual nos complicó un poco el día, pero mereció la pena.

Al comprar la entrada para el Gran Palacio Real, puedes entrar gratis al Palacio Dusit dentro de un plazo de 7 días. Era nuestro último día en Bangkok y no volveríamos hasta 9 días después, por lo que teníamos que aprovechar este día.

Desayunamos en el hotel: cereales y la versión tailandesa de las tortitas, y nos pusimos en marcha.

Nosotros utilizamos durante todo el viaje la aplicación Here Maps (para Android). Nos fue muy útil, pero la verdad es que el modo navegación fallaba el 80% de las veces, por lo que simplemente servía como GPS con mapas offline (hay que descargarlos previamente). Aunque después de haber viajado a Japón, puedo decir que prefiero usar la aplicación Maps Me.

Siguiendo la aplicación, pusimos rumbo al palacio. Pensábamos que tardaríamos media hora, pero en realidad estaba en el extremo más lejano a nosotros: fue bastante desesperante andar y andar, y encontrar guardias de seguridad que te mandaban siempre más adelante. Como suele pasar cerca de los palacios, encontramos edificios de lo más humildes en estado de conservación bastante dudoso.

IMG_0749

Tres cuartos de hora después, y agotados por el calor, llegamos a la entrada principal que está en estas coordenadas: 13.776136, 100.513274.

IMG_0754

El tardar tantísimo en llegar al palacio no fue más que el comienzo de la lista de despropósitos de ese día. Al llegar no estaba nada señalizado, por lo que, completamente perdidos, tuvimos que ir preguntando de unos a otros por dónde se entraba al Palacio Vimanmek, que es lo que ponía nuestra entrada.

A pesar de no ser un templo, sino una casa, me obligaron a ponerme falda larga y cubrirme hasta los codos (lo cual, con la sudada tras el eterno paseo y el calor, no me hizo ninguna gracia).

IMG_0760

Continuamos y nos obligaron a dejar todo en unas taquillas por las que cobraban 30 Bath (0.75 €), y no son de ésas que te devuelven el dinero. Ojo: hay que dejarlo TODO; yo me dejé el móvil en el bolsillo, y a la entrada de la casa me cachearon y lo detectaron, haciendo que Miguel tuviera que ir a soltarlo dentro de la taquilla, cobrándonos de nuevo otros 30 Bath…

Una vez que has soltado todo, y bastante mosqueados ya, vemos el palacio Vimanmek por fuera.

IMG_0767

Para entrar al palacio hay que ir descalzos, así que de nuevo hacemos una parada para dejar los zapatos con los de cientos de personas más, y entramos al palacio. Al entrar te cachean y también hay un arco metálico (así me echaron para atrás el móvil), ya que no se permite hacer fotos dentro del palacio con ningún dispositivo.

El palacio es de estilo europeo, lo cual rompe completamente con el tipo de monumentos que estábamos viendo hasta ahora. Como siempre, el pueblo vive en la pobreza mientras los reyes viven en la opulencia.

La visita duró apenas 15-20 minutos. Había muchos pequeños recintos más, pero en todos había que soltar las pertenencias y pagar la taquilla, quitarse los zapatos… así que nos dio bastante pereza. Fuimos en busca del Salón del Trono de Ananta Samakhom (foto de Google). Como he comentado, no nos dieron plano ni había indicaciones, por lo que andábamos a ciegas por allí, rodeados de guardias y completamente perdidos.

Le preguntamos a uno que no entendía ni papa de inglés, pero vi que un grupo organizado iba camino al sitio que buscábamos, así que les seguimos. No sé qué se le cruzó al guardia por la cabeza, que salió corriendo hacia otro guardia y éste no nos dejó pasar. Nos hablaban en tailandés y nos hacían una cruz con los brazos, como diciendo que no podíamos pasar. No fuimos capaces de entendernos con ellos, y de la frustración nos dimos media vuelta y nos fuimos de allí. A saber qué peligro verían en nosotros para no dejarnos pasar…

Ésta fue la peor experiencia del viaje: ir andando perdidos, buscando qué ver, no es agradable, y la escena de los guardias fue muy violenta…

Enfadados, decidimos dejar el palacio e ir a Ayutthaya. Íbamos a la aventura puesto que, como he comentado, no lo tenía organizado. Sabía que salen Vans (pequeñas furgonetas) desde la plaza del Victory Monument, así que hacia allá nos dirigimos.

Íbamos a coger un taxi, pero los que estaban estacionados a la salida del palacio querían cobrarnos el triple de lo normal, así que comenzamos a andar esperando encontrar otro taxi.

Durante todo el recorrido encontramos como siempre imágenes del Rey.

IMG_0776

La anécdota de este paseo vino cuando íbamos andando por la calle y de repente la calle se quedó sospechosamente vacía de coches. Un guardia, a lo lejos, nos dice que nos paremos, y otro se acerca a nosotros y le pide a Miguel que se quite la gorra. Estábamos congelados sin saber qué pasaba. El guardia se queda delante de nosotros, de brazos cruzados, y de repente, empiezan a desfilar por la carretera a todo trapo unas cuantas motos de policía escoltando una comitiva de coches oficiales (aunque no sabemos quiénes iban dentro). Cuando terminaron de pasar, los guardias sonrientes nos saludaron y nos dejaron seguir, y de nuevo se reanudó el tráfico. Nos sorprendió muchísimo ver cómo cortaron una avenida de 4 carriles para que pasaran esos vehículos oficiales…

Continuamos la marcha y no veíamos ni un solo taxi libre, y la zona donde nos encontrábamos estaba de tráfico hasta arriba.

IMG_0779

Al final, nos hicimos andando los 3 km que separaban el Palacio Dusit del Victory Monument. Cuando llegamos por fin al Victory Monument, nuestros problemas no desaparecieron. Tenía la información de que, desde esa rotonda, salían las Vans hacia Ayutthaya, pero cuando llegamos y vimos lo inmensa que era aquella plaza nos vinimos abajo…

IMG_0782

Estuvimos cerca de 15 minutos preguntando a unos y otros de dónde salían las Vans, y cada uno señalaba a un lugar. Cuando por fin encontramos la furgoneta con el aire acondicionado a tope, vimos el cielo. Salen de la calle Ratchawithi 11 Aley, en estas coordenadas: 13.763997, 100.538722 (la foto está hecha de noche, cuando regresamos de Ayutthaya). Como veis, está todo en tailandés y no hay nada que ponga en la furgoneta que se dirige a Ayutthaya, por lo que era imposible saber que era ésa la furgoneta que buscábamos.

Actualización: según indican en el foro Los Viajeros, las furgonetas o vans hacia Ayutthaya ya no se cogen en el Victory Monument, sino que desde finales de 2016 se cogen en la estación de autobuses de Mo Chit (coordenadas: 13.813210, 100.549017).

IMG_0986

Por fin la suerte nos sonreía y nosotros éramos los que faltábamos para completar la furgoneta, y salimos enseguida. Nos costó 60 Bath (1.50 €) por persona el billete de ida, y otros tantos el de vuelta (se pagan por separado). Tardamos aproximadamente una hora en llegar a la ciudad de Ayutthaya.

Erróneamente, pensaba que aquello era un recinto cerrado lleno de ruinas, pero no: es una ciudad a lo largo de la cual están esparcidas las ruinas. Teníamos la intención de alquilar una moto para visitarlas, pero siendo aquello tan grande y sin saber exactamente dónde estaba cada una de ellas, tuvimos que descartar la idea.

Nada más bajar de la furgoneta había varios tuk-tuk esperando. Nos pidieron 1.500 Bath (37.50 €) por estar visitando sitios hasta las 17:00. Logramos regatear hasta 1.400 Bath (35 €) pero no nos dejó bajar más, y dadas las circunstancias tampoco estábamos en disposición de pelear mucho, así que aceptamos. El hombre parecía amable. Nos enseñó postales con los sitios que se podían visitar para que eligiéramos que queríamos ver. Además tenía una libreta con recomendaciones de otros viajeros. Al decirle que éramos españoles, nos enseñó una de una pareja vasca.

IMG_0788

Aunque no era el plan más económico, fue todo un acierto alquilar el tuk-tuk. El hombre era muy agradable y nos explicaba (con unas postales que tenía) los sitios donde nos llevaba, cómo se entraba y si tenía coste o no.

El primer sitio donde paramos fue Wat Yai Chai Mongkhol (Nº 50 del plano, el cual podéis descargar al final de esta entrada). Era el primer acercamiento a la antigua ciudad de Ayutthaya. La entrada costaba 20 Bath (0.50 €) por persona.

IMG_0796IMG_0817 IMG_0802

Empezábamos ya a tener hambre, pero con tanto calor no nos queríamos hinchar, así que cogimos varios pinchitos de una señora que los vendía a la salida del recinto. A 10 Bath (0.25 €) cada pincho, quedamos satisfechos de comer.

IMG_0821

El siguiente punto fue Wat Phanan Choeng o Big Buddha (Nº 47 del plano). De estética china en sus salas exteriores, comprendimos pronto de dónde le viene el nombre de Big Buddha (Gran Buda). Estaban vistiéndolo con las telas que dan como ofrenda los creyentes (ojo al tamaño de las personas que hay en su regazo). La entrada costaba 20 Bath (0.50 €) por persona.

IMG_0824IMG_0828

Aparte del Gran Buda, tiene dos salas exteriores con pequeños budas, pero ricamente decorados con pinturas.

salas menores big buda

El siguiente punto era Wat Maha That (Nº 15 del plano). Es el recinto más grande de los que visitamos y también con la entrada más cara, 50 Bath (1.25 €) por persona.

IMG_0875 IMG_0849 IMG_0870

En estas ruinas es donde se encuentra la famosa cabeza de Buda entre las raíces de un árbol. Sinceramente, después de ver tantas fotos, no nos pareció gran cosa. Además había varios carteles prohibiendo posar delante del Buda para hacerse una foto.

IMG_0853

Wat Maha That, es un inmenso recinto cruzado por un bonito lago.

IMG_0891

Donde disfrutamos de muchísimas aves y una especie de “rata-ardilla”.

aves ayutthayaIMG_0880

Con un calor tan sofocante, necesitábamos comprar agua de nuevo. Tras 3 días en Bangkok y muchas botellas de agua, ya sabíamos que costaban de 13 a 19 Bath la botella de litro y medio. Cuando en los alrededores del recinto quisieron cobrarnos 40 Bath (1 €) nos espantamos, así que le pedimos a nuestro chófer del tuk-tuk que nos llevara a un 7-Eleven para comprar agua y algunos refrescos. El de fresa-melón lo conocíamos, pero probamos también el de uva, ambos con trozos como de gominola dentro y muy buenos.

IMG_0908

Cuando salimos del supermercado, descubrimos que nuestro conductor amablemente nos había comprado dos coca-colas de regalo.

Fuimos al siguiente destino: Wat Thammikarat (Nº 13 del plano). La entrada a este recinto era gratuita y lo más llamativo de él es la estupa de leones y un Buda acompañado de dos gallos gigantes muy enfadados.

IMG_0914IMG_0917

El siguiente destino fue Wat Lokayasutharam (Nº 34 del plano). Un inmeso Buda recostado del estilo de Wat Pho, por su enorme envergadura. La entrada es gratuita. Cuando llegamos no había nadie, pero rápidamente se llenó de señoras chinas con paraguas gigantes tapando al Buda.

IMG_0925

La siguiente parada fue Wat Chaiwatthanaram (Nº 27 del plano). Del estilo de construcción de Wat Maha That, sorprendía por el tamaño de su edificio central.

 Wat ChaiwatthanaramIMG_0945 IMG_0947

A la salida de este templo, vi un puesto de dulces y me animé a comprar uno por 20 Bath (0.50 €). Como la mayoría de la comida en Tailandia, no tenía el sabor ni la textura que esperaba por su aspecto, pero estaba bueno: era una especie de hojaldre frito con crema de leche por encima.

IMG_0958

Nuestro conductor del tuk-tuk tuvo de nuevo otro detalle con nosotros y nos regaló una bolsita con una piña súper dulce y riquísima (quizás pensó que, tras la bomba calórica del dulce que nos acabábamos de zampar, necesitábamos algo más sano). 😛

IMG_0961

Nos preguntó si queríamos subir en elefante, pero le dijimos que no nos interesaba esa actividad. Soy una amante de los animales, y sé las torturas a las que someten a estos pobres animales para doblegarlos y que se conviertan en “caballitos de paseo”, por lo que, moralmente y en conciencia, no podía participar ni contribuir a ese negocio; así que sólo los vimos de pasada mientras íbamos al siguiente destino con el tuk-tuk.

IMG_0962

La última parada fue Wihan Phra Mongkhon Bophit (Nº 9 del plano). Un templo de estilo más moderno que las ruinas que llevábamos viendo todo el día, y donde hay que vestirse adecuadamente. Yo he llevado en la mochila durante todo el viaje una falda blanca tupida, estilo pareo, que me iba poniendo y quitando cuando debía entrar en un templo.

IMG_0968

En su interior reside un inmenso Buda que te obliga a levantar la cabeza para mirarle a la cara.

IMG_0971

Justo al lado se encontraba la entrada para Wat Phra Sri Sanphet, y más adelante el Palacio Antiguo, pero por fuera nos pareció igual que lo que habíamos visto ya, e íbamos mal de tiempo para visitar el Palacio Antiguo, así que lo dejamos correr y lo vimos sólo desde fuera.

IMG_0982

Volvimos al tuk-tuk, que nos dejó en el mismo sitio de Ayutthaya donde nos soltó la Van que nos trajo desde Bangkok. Al final le pagamos 1.500 Bath (37.50 €) porque fue muy amable, nos compró refrescos y fruta y estuvo a nuestra disposición todo el tiempo para lo que quisiéramos. En realidad a nosotros 100 Bath nos suponen 2.50 € y el servicio prestado fue muy bueno. Obviamente Ayutthaya es inmenso y hay muchas cosas que ver, pero para haber sido un plan sobre la marcha, sin estar organizado, creo que salió bastante bien.

Ahora sólo teníamos que esperar a que la furgoneta se llenara en Ayutthaya y nos dejara en el Victory Monument (Bangkok) de nuevo. Por la mañana salimos a las 12:00 y estaba genial el tráfico, pero al regresar a las 18:00 el tráfico volvía a ser el caos habitual y tardamos más de una hora en llegar al destino.

IMG_0990

Al bajar olimos los pinchitos de esta chica que sabían igual de bien que olían, así que por 20 Bath (0.50 €) cada uno disfrutamos de un par de ellos antes de llegar al hotel.

IMG_0987

Tomamos un taxi rosa que nos llevó al hotel por 75 Bath (1.87 €).

Habíamos pasado muchísimo calor y estaba bastante cansada, así que cenamos unos pinchos debajo del hotel. Ojo: los de la izquierda (en la foto grande) eran huevos de codorniz dentro de una masa frita, y los de al lado bolitas de pollo. Esas bolitas no os las recomiendo. Como decía Miguel, eran “bolitas de pollo integral”: integral porque parecía que habían picado ¡el pollo íntegro! con pico, uñas y todo… La textura con ternillas, pizcos duros y Dios sabe qué más, no nos hizo ninguna gracia… Lo otro (en las fotos pequeñas) eran bolas de cerdo y un pan con salchicha y crema de algo parecido a la mayonesa. Nos costó 45 Bath (1.12 €) todo.

04 - 23 Marzo

Así finalizaba nuestro último día en Bangkok, hasta el regreso. Al día siguiente volaríamos hacia Chiang Rai.

Plano turístico de Ayutthaya, aquí.

Plano turístico de Bangkok, aquí.

Para ver más fotos de este día, pinchar aquí.

DÍA 5: BANGKOK – CHIANG RAI – TEMPLOS, NIGHT BAZAAR

ÍNDICE DEL VIAJE

Anuncios

2 comentarios en “DÍA 4: BANGKOK – PALACIO DUSIT, AYUTTHAYA

    • Buenas tardes:
      Siento decirte que cuando nosotros fuimos a Ayuntthaya, nos bajamos de la VAN, nos subimos en el tuk tuk y no vimos ningún sitio tipo taquillas para poder dejar el equipaje… así que no se si habría algún sitio donde pudieras dejarlas. Quizás en la misma estación de tren haya algún lugar.

      Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s